Grazalema

El Puerto de las Palomas, en la Sierra de Grazalema, es un referente no sólo por su indudable belleza, sino que también es un referente en aquellos días en los que la nieve hace acto de aparición por la zona.  Tradicionalmente, la carretera que une Grazalema con Zahara de la Sierra, donde se localiza este hermoso puerto, es la primera que se cierra al tráfico cuando el termómetro baja de los cero grados y la lluvia hace acto de presencia, ya que las placas de hielo apenas tardan unos minutos en aparecer.

GALERÍA DE FOTOS

 

Este fenónemo se ha vivido este lunes 19 de enero por primera vez en lo que llevamos de invierno. Apenas comenzaron a caer los primeros copos de nieve, sobre las tres de la tarde, la Guardia Civil ya tomó posición en esta carretera para poco después proceder a su corte total al tráfico como medida de precaución por la posible aparición de placas de hielo.

Tan sólo unos minutos antes, www.laprovinciadecadiz.com tuvo oportunidad de subir a lo más alto del Puerto de las Palomas para contemplar y plasmar un paisaje que recomendamos visitar no sólo en días de nieve, sino también en cualquier época del año.

Prácticamente a los pies del Pinsapar, las nubes juguetean entre las montañas, al tiempo que el frío arrecia y el paisaje invernal nos invita a pensar que estamos en una latitud mucho más al norte que la que indica realmente la Sierra de Grazalema.

La helada nocturna permanece durante la mañana cuando la pasada madrugada la temperatura ha descendido de los cero grados. Es, entonces, una buena ocasión para subir hasta el privilegiado mirador que se localiza junto a la cima del Puerto de las Palomas.

Si el frío persiste y la lluvia llega, en este punto tendremos garantizada una copiosa nevada. Eso sí, seguramente será imposible llegar en coche hasta lo más alto, pero es posible hacerlo andando. El paseo merecerá la pena. Más tarde habrá tiempo de recorrer otros puntos de referencia cuando nieva, como es la propia localidad de Grazalema o el cercano puerto de El Boyar.